top of page

Apoyo a los niños con TEA durante el juego por parte de los padres

Los niños con TEA tienden a jugar de manera repetitiva sin un verdadero desarrollo en el juego. Estas dificultades se relacionan con otros aspectos del desarrollo, como cognitivo, social, emocional y motor. Por lo tanto, las intervenciones en el tratamiento de niños con TEA deben basarse en el desarrollo de distintos tipos de juegos. Entender la capacidad actual del niño, brindar oportunidades y espacios para ampliar y desarrollar juegos más complejos, mejorará las interacciones entre el niño y el adulto.


Entender la capacidad actual del niño en el juego y brindarle oportunidades para ampliar y desarrollar juegos más complejos, mejorará las interacciones entre el niño y el adulto. Sin embargo, cuando se trata de niños con TEA, estas interacciones pueden ser difíciles debido a las limitaciones del niño. Los padres de niños con TEA pueden tener dificultades para lograr experiencias de juego divertidas e interacciones productivas debido a la falta de atención del niño en otras personas y su nivel de juego por debajo de su nivel cognitivo. Es importante que los padres entiendan el nivel en el que sus hijos están jugando y desarrollen distintos tipos de juegos a través del desarrollo infantil para tener éxito en las interacciones con sus hijos con TEA.


El primer tipo de juego en el desarrollo infantil es el funcional o de ejercicio, especialmente común en niños con TEA. Este tipo de juego implica repetir una acción una y otra vez para obtener un resultado inmediato. Algunos ejemplos de este tipo de juego incluyen:

  • Realizar acciones con el propio cuerpo, como arrastrarse, caminar, correr, balancearse, etc.

  • Manipular objetos, como morder, chupar, lanzar, golpear, agitar, etc.

  • Interactuar con personas, como sonreír, tocar, esconderse, hacer cosquillas, etc. (Aunque este tipo de juego es menos común en niños con TEA, los adultos pueden ser facilitadores para que surja).

El segundo tipo de juego es el juego simbólico que se caracteriza por simular situaciones, objetos y personajes que no están presentes en el momento de juego. Este tipo de juego se puede presentar de forma individual, con adultos o entre pares. En el juego simbólico individual, el niño tiene libertad para establecer cualquier clase de ficción. Los niños con Síndrome de Asperger suelen presentar este tipo de juego con mayor frecuencia. El juego con adultos requiere menor coordinación que el juego con niños de la misma edad, y el adulto debe permitir que el niño establezca el contexto y las reglas. El juego entre pares puede ser más difícil para los niños con TEA debido a sus intereses restringidos, problemas de inflexibilidad y pocas herramientas comunicativas.

El juego de reglas es un tipo de juego que se caracteriza por la presencia de reglas establecidas antes de comenzar el juego. Aunque se suele asociar este tipo de juego con los juegos colectivos como los deportes o los juegos de mesa, también están presentes en los juegos del niño desde una edad temprana. Los niños pueden empezar a realizar juegos reglados con o sin la participación del adulto. Estos juegos pueden incluir juegos tradicionales como el lobo, las escondidas, o la mancha. Sin embargo, los niños con TEA pueden presentar problemas para jugar en este tipo de juegos debido a dificultades con el lenguaje.


Es importante que el adulto sea un mediador entre el juego y el desarrollo del niño, y busque ideas creativas, originales y variadas para promover momentos divertidos y experiencias positivas para ambos. Además, es importante que el adulto disfrute del juego con el niño y demuestre pasión y ganas de pasar un buen momento. Los niños aprecian mucho cuando un adulto tiene ganas de jugar con ellos. Encontrar espacios para compartir un buen momento y jugar es un regalo valioso para un niño.

Algunas sugerencias para momentos de juego con los niños son:


  • Permitir que el niño guíe el juego, observando y imitando a niños sin lenguaje y preguntándoles a niños con más herramientas comunicativas sobre qué consiste el juego y qué es lo que van a hacer.

  • Evitar convertir el juego en una tarea o en un ejercicio para aprender algo específico.

  • No es necesario estimular al niño constantemente, permitiéndole tiempo para estar inactivo y solo si así lo desea.

  • Tener en cuenta la importancia del tiempo y no sentirse apurado mientras se juega con el niño.

  • Respetar las preferencias del niño, pero al mismo tiempo, no limitarse exclusivamente a ellas.

  • Disfrutar del placer de estar junto a sus hijos.


Conclusiones


En conclusión, el juego es esencial para el desarrollo equilibrado de las personas, ya que proporciona placer, alegría, descubrimientos, retos y satisfacción. Es importante dotar a los padres de niños con TEA de herramientas para jugar con sus hijos y fortalecer el vínculo entre ambos, disfrutando juntos de buenos momentos. Si estás interesado en conocer más acerca de nuestro trabajo y cómo puedes ayudar, suscríbete a nuestro newsletter y síguenos en nuestras redes sociales. Juntos, podemos hacer una diferencia real en la vida de los niños y ayudarlos a alcanzar su máximo potencial. ¡Aprende más acerca de RIE hoy!

10 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

¿Por qué es tan importante la integración en la escuela?

La integración en la escuela es un tema muy importante que se debe tomar en cuenta para garantizar el desarrollo académico y social de los estudiantes. La integración se refiere a la inclusión de todo

¿Qué es integración educativa?

Introducción: La educación es uno de los pilares fundamentales en la vida de cualquier persona. Sin embargo, no todas las personas tienen las mismas oportunidades para acceder a ella. Es por eso que s

Comments


bottom of page